Reformar el Baño

Platos de ducha

El baño es una de las únicas estancias de una vivienda donde solemos estar solos, desproveídos de preocupaciones – y algunas veces también de ropas. Es un local donde nos relajamos, desconectamos un poco del estrés diario y podemos ser nosotros mismos, dentro de nuestra privacidad e intimidad.

Sin embargo, estos pocos momentos de agradable soledad pueden ser comprometidos por un cuarto de baño antiguo y poco funcional. Un cuarto de baño donde todo falla; tuberías ruidosas, azulejos que se caen, manchas de humedad en el techo, lozas sanitarias anticuadas e iluminación escasa. Estos pequeños detalles, además de impedir el uso correcto y tranquilo del baño, imposibilitan el disfrute de este rincón tan íntimo. Quien antiguamente pasa horas deleitándose en la bañera, actualmente visita el baño por pocos segundos debido a la hostilidad ofrecida.

Reformar el Baño

Si estas aplazando el reformar el baño por miedo a complicadas, costosas y demoradas reformas, deberás saber que cuanto más tiempo tardes en arreglar los inconvenientes, menos alternativas tendrás para hacerlo.

Lo primero, claro está, es solicitar 2-3 presupuestos detallados a fontaneros distintos, con el objetivo de saber cuánto te costaría el cambio de las tuberías, sistemas de desagüe, cambio de bañera por ducha y demás.

El presupuesto debe realmente tener riqueza de detalles, con fecha de inicio y fin de obra, así como especificación de servicios y materiales utilizados. Es muy importante mencionar la necesidad de impermeabilización de todo tu baño para evitar fututos problemas de humedad.
Puedes aprovecha para cambiar la distribución de tu baño; si crees que el váter quedaría mejor en otra ubicación, por ejemplo, es la hora perfecta de exponer tus ideas y verificar la viabilidad de hacerlas realidad.

Si necesitas cambiar los azulejos, tienes la opción de retirar completamente el revestimiento antiguo o simplemente pegar los nuevos azulejos sobre los antiguos. El precio de los azulejos depende de la calidad que buscas, pero puedes encontrar revestimiento de 14 a 30 euros, por ejemplo. Otra opción es pintar los azulejos con tinta específica, resistente a humedad y cambios de temperatura.

Reformar Baño

La grifería también tiene papel importante en la reforma de tu baño; si no te gusta el toque “retro” de tu baño antiguo, cambiar los grifos, válvulas y demás accesorios será parte obligatoria. Un grifo de lavado de gama alta puede costar aproximadamente 80 euros, por ejemplo.

Tanto si cambias la bañera por ducha, como si necesitas cambiar la mampara, contarás con diversas opciones. Una mampara serigrafiada de 70×100 centímetros, por ejemplo, puede costar alrededor de 200 euros sin instalación.

No te olvides los muebles de tu baño; cuanto más organizado tengas tus ítems de higiene y demás, más amplio parecerá la estancia. Aprovecha también la reforma para sacar más provecho de la luz natural, instalando nuevas ventanas o aumentando las existentes.

Deja un comentario